El tenista mexicano Alan Cincunegui expresó que se fue con “buen sabor de boca” del Abierto Juvenil Mexicano, pues logró colarse a la segunda ronda, a pesar de perder el partido 6-0 y 6-2 contra Drew Baird de Estados Unidos.

Durante la clasificación, el oriundo del Estado de México, blanqueó en su primer encuentro a su compatriota Emilio Arochi; en el segundo se impuso al estadounidense Hayden Postin, con parciales de 6-3 6-0 y en su juego por el pase al cuadro principal derrotó a Ali Dawani 6-2 y 6-1.

“Jugué mis tres partidos de clasificación bastante bien”, dijo Cincunegui.

Sin perder ningún set en la qualy, llegó a la primera ronda del Main Draw, donde se recuperó tras perder el primer parcial y le ganó en un juego cerrado a Andrew Grear de Estados Unidos, con cartones de 5-7 7-6(3) y 6-3 en lo que, confesó Alan, “fue un partido que me costó mucho esfuerzo, sobre todo mental”.

Finalmente, la raqueta mexicana jugó su quinto partido del AJM y su segundo del cuadro principal ante Drew Baird(EUA). Cincunegui trataba de contestar con top al slice de Baird, pero el norteamericano impuso su ritmo pues cortaba la bola al fondo, en el centro y en la red. “Es bastante bueno”, comentó Alan y agregó que “su saque era muy rápido. No jugué bien, me hubiera gustado andar más suelto, pero me voy con un buen torneo”, finalizó el mexicano, quien ahora iniciará su preparación para competir en Mérida.